LAS PUPILAS DE LOS GATOS Y OTRAS CURIOSIDADES

El Felis catus, comúnmente conocido como gato o gata, posee una serie de características que lo diferencian de otros animales domésticos. Por ejemplo en la dilatación de sus pupilas. Debido a la peculiar forma rasgada de las pupilas de los gatos, al dilatarse cambian de forma.

gato negro mirando a cámara, con ojos verdosos y contraidos.
Imagen: Felis catus con pupilas contraídas.

La pupila es ese agujero negro que se encuentra en el centro de los ojos y que deja entrar, en mayor o menor medida, a la luz. Por el exterior queda protegida por la Córnea y por el interior por el cristalino. El Iris, la zona pigmentada, ayuda a la dilatación y contracción de la pupila.

¿Por qué cambian la forma de las pupilas de los gatos?

Animales de caza nocturna como los felinos, entre ellos los antecesores del gato, han conseguido adaptar algunos órganos al hábitat, gracias a la evolución. La contracción y dilatación de las pupilas es con el fin de regular la entrada de la luz y adaptar la vista al espacio. Esto pasa con muchos animales, pero a diferencia de otros animales, estos felinos poseen córneas convexas junto una forma rasgada de las pupilas que permiten mayor control de luz en situaciones de casi plena oscuridad, debido a su gran amplitud hacia los lados.

Lo más normal es apreciar las pupilas de un gato con una forma vertical y fina, rasgada. También se puede observar dos formas más: un poco dilatada, ovalada o elíptica y otra forma mucho más amplia, redonda. Cuanto más dilatada o amplia la pupila menos luz hay, la pupila intenta captar toda la luz posible del lugar, cuanta menos luz necesita, más contraída estará.

Gato con las pupilas ovaladas, acurrucado.
Imagen: Felis catus con las pupilas ovaladas.

Además estos animales tienen un tejido o capa reflectante, llamado Tapetum Ludum, situado detrás de la retina. Una capa en la que aumenta la sensibilidad de las células fotorreceptoras sensibles a la luz (los bastones). Es la causa de que en algunas fotos con flash se puedan ver algunos animales con los ojos muy iluminados. Curiosamente de ahí el denominativo de “ojo de gato” a los reflectantes de las bicicletas.

Curiosidades sobre los ojos de los gatos

Son varias las singularidades del Felis catus, las que más llaman la atención son las siguientes:

  • Tanto sus ojos como sus pupilas comunican: sus pupilas dilatadas pueden ser signo de sentirse amenazados, miedo, excitación o agresividad. Mientras que el parpadeo lento puede ser una forma de comunicar comodidad o tranquilidad.
gato con pupilas dilatadas, con expresión de miedo.
Imagen: gato con pupilas dilatadas, con expresión de miedo.
  • La mayoría de los gatos no tienen pestañas: no las necesitan, su globo ocular está recubierto de un tercer parpado, una fina membrana, que lubrica sus ojos sin necesidad de parpadear.
  • Si diferencian colores: se dice que los gatos no diferencian colores, esto  no es cierto, como han desvelado numerosos estudios. Los gatos distinguen colores pero no con nitidez, los que más perciben son el verde y azul.
  • Nacen ciegos: con los ojos azules y cerrados, completamente ciegos, pero todavía no se ha establecido una razón concreta. Se sabe que en la medio de diez días las crías abren los ojos, peor con una visión borrosa por escasa maduración del iris y la córnea. En el tercer mes adquieren la pigmentación del iris definitivamente.
Gato recién nacido, con los ojos cerrados.
Imagen: Gato recién nacido, con los ojos cerrados.

Si te ha gustado este artículo sobre peces globo:

  • Puedes acceder a más de la misma categoría aquí
  • También puedes acceder a nuestra página de facebook, donde te mantendremos al día de todas nuestras publicaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.