LAS PARTICULARIDADES DE LOS MUNTJACS

Aunque esta especie se encuentre muy distribuida, no muchos han oído hablar de los muntjacs. Se dice que son “animales de otro planeta”. ¿Por qué será?

Muntjac oliendo el suelo, con las orejas erguidas. Se podría interpretar que está oliendo algo que le llama la atención.El cuerpo es pardo, y la cabeza es rojiza on una línea negra que recorre desde el hocico hasta la frente, quedando entre sus orejas.
Muntjac olisqueando el suelo en un bosque.

¿Qué son los muntjacs?

Los muntjacs pertenecen al género de los mamíferos rumiantes, de la misma familia que la de los ciervos. Su hábitat natural se encuentra en el sur y este de Asia, en la selva y en bosques con matorrales, pero hoy día han sido introducidos en Europa e Inglaterra.

Son seres que no alcanzan más de 45 cm de altura, aunque de largo pueden alcanzar casi el metro. Estos presentan dimorfismo sexual según la presencia de cuernos y la longitud de sus peculiares colmillos. Los machos presentan colmillos en su dentadura similares a la de los perros, además de unas astas de 8 cm. Mientras que las hembras presentan protuberancias en la base donde deberían estar los cuernos y tienen colmillos más pequeños. Ambos alcanzan la madurez sexual al año aproximadamente, en el cual el macho muestra su valía en peleas con otros machos para atraer a las hembras.

Una terminada la cópula, el macho no interviene en el cuidado. ¿Se debe a algo en especial? Resulta que, al crecer las crías de forma tan rápida y volverse independientes pronto, la hembra no necesita muchas energías en su cuidado. Así que, tras 28 semanas de gestación y 17 semanas de cuidados, las crías ya son adultas y pueden vivir independientemente de la madre. Pueden llegar a vivir hasta 17 años en cautividad.

¿Los colmillos son relevantes en los muntjacs?

Muntjac mirando hacia la cámara sacando la lengua hacia un lado.
Muntjac macho sacando la lengua ante la cámara.

Los muntjacs, por mucho que sean ciervos y su complexión sea la esperada en herbívoros, en realidad son omnívoros. Se alimentan principalmente de semillas, hojas y hierbas, pero también de huevos de pájaros y pequeños animales con ayuda de sus colmillos y sus extremidades.

Estos colmillos, además, son vitales para los machos. En la época de celo, para impresionar a la hembra, se produce una lucha entre machos donde, además de usar los cuernos para empujar, usan sus colmillos para atacar y luchar.

Las misteriosas glándulas

En la imagen inferior se puede ver que, en la esquina del ojo, tienen una obertura particular. Aunque muchos ungulados —animales con pezuñas— tengan esta obertura, este es el único ciervo que las tiene en la parte frontal. Los utiliza para comunicarse y marcar el terreno.

Muntjac hembra tumbada tranquila en una pradera.
Muntjac hembra tumbada entre la hierba.

Aunque en Inglaterra le hayan apodado como “ciervo labrador” porque ladra cuando siente ansiedad, las glándulas no solo les sirve comunicarse. Dichas glándulas producen olores, ya sea para atraer pareja o para mostrar que domina un territorio.

Al ser solitarios, necesitan comunicarse con los demás de algún modo, así que aprovechan esa ligera oscuridad del amanecer y el atardecer para tener mayor actividad y dejar dichas feromonas en lugares diferentes de su territorio y no ser atrapados por sus depredadores.

Muntjac olisqueando pienso con sus glándulas odoríferas. Obtenido del canal Biología 2.0

Su estado de conservación es considerada como preocupación menor, pero eso no implica que se deba tener a esta especie de lado y perjudicarla con actividades humanas. Son fáciles de escuchar, pero difíciles de ver. Seguro que avivará la experiencia de un paseo por el monte sabiendo que hay alguna posibilidad de encontrarse con esta especie tan particular.

Si te ha gustado este artículo sobre los muntjacs:

  • Puedes acceder a más de la categoría de Ciencias aquí.
  • Visita nuestras redes sociales haciendo clic aquí.
  • También puedes ponerte en contacto con nosotros mediante nuestro correo de contacto: contacto@divulgacionyciencia.site

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *